Liposucción

Se trata de una cirugía plástica estética también conocida como lipoescultura. Esta puede corregir y moldear diversas áreas del cuerpo, tales como el rostro (mentón y pómulos), el cuello, los senos, el abdomen y los glúteos, la parte superior de los brazos, las pantorrillas, entre otros. Este procedimiento quirúrgico puede ser de distintos tipos.

Entre ellos se encuentran la de carácter tumescente o inyección de líquido. Es la más común de todas y opera inyectando una solución (lidocaína y epinefrina) en las áreas donde se desee extraer la grasa.

A diferencia de otros procedimientos, el tiempo de ejecución de este es más duradero, pues en algunas ocasiones hay que inyectar volúmenes de hasta 3 o 4 veces al volumen total de grasa que se quiera extraer. Así que, ¿cuáles son los pormenores de esta cirugía? La solución es en realidad una mezcla de anestésico local y una droga que opera directamente sobre los vasos sanguíneos, así como un líquido salino intravenoso.

Así pues, la función de la lidocaína es entumecer el área de la cirugía durante y después de la operación. Básicamente es una anestesia que es a su vez la única que se necesita para tal procedimiento.

Por otro lado, los efectos de la epinefrina son de gran ayuda durante la cirugía, ya que ayudan a reducir notablemente la pérdida de sangre. Así también minimiza el grado de hinchazón producto de la operación. Por su parte, la solución intravenosa facilita la extracción de grasa.

En cambio, en la liposucción asistida por ultrasonido (LAU) se emplean vibraciones ultrasónicas que licúan las células adiposas para luego ser extraídas por aspiración. Esta operación se puede realizar de dos formas distintas: externa (sobre la superficie de la piel con un emisor especial) o interna (bajo la superficie de la piel, con ayuda de una pequeña cánula caliente).

La efectividad de este tipo de procedimiento es de gran alcance, sobre todo si se trata de eliminar grasa en áreas densas y fibrosas del cuerpo, tales como la parte superior de la espalda o el tejido mamario agrandado en los hombres.

Ha sido especialmente en Estados Unidos donde esta técnica se ha popularizado desde hace ya casi 20 años. Por otro lado, la liposucción estándar no implica necesariamente una intervención láser.

En realidad esta recurre a otra tecnología, como el ultrasonido (Vaser, Soring). Sin embargo, la presencia del láser en el quirófano es, hoy en día, vigente, por ello es conocida la técnica como lipolisis láser.

Aunque, en rigor, se trata de un procedimiento de extracción de grasa por succión como todas las técnicas de cirugía, no obstante, la exposición al láser tiene riesgos considerables que usted debe platicar con su médico.

Y es que cuando se está en buenas manos, no hay por qué preocuparse. Por el contrario, si estamos ante manos no expertas, los daños generados pueden ser irreversibles dadas las lesiones térmicas que produce en los tejidos. Lo importante no es la tecnología empleada, sino el cirujano plástico que usted escoja para que realice el procedimiento.

Los costos

El precio de la liposucción varía en gran medida sobre la zona en la que se aplique, pues no será lo mismo una liposucción en el rostro, por ejemplo, que en el abdomen o muslos. Debido a estas circunstancias, es posible encontrar promociones en las que se nos ofrezca tratar varias zonas en la misma intervención como por ejemplo muslos y rodillas, haciendo así que el precio sea mucho más atractivo. En resumen, el precio siempre habrá de variar de acuerdo a la zona de donde se realice la cirugía, la cantidad de grasa a extraer y las características físicas del paciente.

La recuperación

Una de las preguntas más frecuentes de los pacientes es cuándo pueden dejar el hospital después del procedimiento quirúrgico. Normalmente, cuando la liposucción se realiza totalmente por anestesia local, los pacientes generalmente pueden apartarse de las instalaciones quirúrgicas en los 30 minutos siguientes a la finalización de la cirugía. Cuando se emplea anestesia general, los pacientes por lo general requieren de una a tres horas de observación post-anestesia antes de ser dados de alta.

Debes recordar que después de la liposucción, cuando se utiliza anestesia general, los pacientes deben ser observados en una sala de recuperación hasta que se pueda determinar que la presión arterial no es demasiado baja, y que no hay problemas postoperatorios significativos tales como mareos o náuseas y vómitos.

Con la técnica tumescente, prácticamente no hay pérdida de sangre y con anestesia local no suele haber náuseas. Después de la terminación de la liposucción por la técnica tumescente, los pacientes son dados de alta en unos 30 minutos.

Otra de las preguntas más frecuentes que quieren saber los pacientes es saber cuándo pueden ver ya resultados positivos de su operación. El período de tiempo hasta que la inflamación postoperatoria ha disminuido y los resultados permanentes de la liposucción son visibles depende de la técnica del cirujano.

Si el cirujano utiliza la técnica de “drenaje abierto” donde las incisiones no se cierran con puntos, entonces la mayoría de los pacientes pueden esperar que un 90% de la hinchazón se resuelva en unas 4 semanas. Si el cirujano cierra todas las incisiones con puntos de sutura, a continuación, una hinchazón significativa puede persistir durante 8 a 10 semanas.

Un cirujano plástico certificado, con una ética firme, le ofrecerá alternativas, le explicará con claridad que es lo mejor para usted de acuerdo a sus circunstancias como paciente (recuerde, cada cuerpo es diferente y todas las cirugías son individuales).

Desafortunadamente, muchas personas pasan por alto este detalle y es cuando se empiezan a presentar todas las historias que muestran televisión nacional. De modo que si hablamos de liposucción, no puede dejarse de lado considerar que la habilidad y experiencia del cirujano son detalles tan importantes como el tipo o la técnica que utilice para usted.  No se trata de buscar un cirujano o un procedimiento por el bajo costo, sino por la experiencia, certificación y conocimiento de este.

Liposuccion - Felipe Castro Esguerra